Entradas populares

lunes, 24 de enero de 2011

El perito

Tengo en mis manos un dictamen pericial firmado por el director general del ente gubernamental radiodifusión y televisión nacional, Carlos Enrique Morales Monzón, que obedece a un requerimiento judicial que le hicieran. En el mismo, le solicitan que haga “un peritaje de medios de comunicación” para determinar si hubo campaña de desprestigio contra: CICIG, MP, Comisionado Castresana, jueza Galicia y otros; si se realizó campaña mediática a favor de los hermanos Valdés y que establezca el lenguaje utilizado y las expresiones manifestadas en las publicaciones objeto de análisis. El “perito” elabora su informe en apenas tres días de fin de semana (del 7 al 9 de enero) y, con el análisis de nueve columnas de opinión (dos mías) y un video, llega a conclusiones que, cuanto menos, pueden ser tildadas de atrevidas, osadas, tendenciosas y falsas. No se puede hacer un peritaje de medios -mi “experto” e imprudente funcionario público- sin contar con la radio, la TV, toda la prensa escrita y muchos más, pero usted, intrépido “periodista”, lo hace con ese exiguo material: ¡torero!
Al leer el “análisis” se aprecia como recurre frecuentemente a las escuchas telefónicas, a facturas de cierto periodista o a declaraciones testimoniales del MP que le proporcionaron. Me pregunto, ¿qué tiene que ver eso con el análisis mediático que le solicitan? Extrae, muy atrevidamente, conclusiones sobre el “poco profesionalismo” de algunos columnistas, el abuso “del derecho de libertad de expresión garantizado en la Constitución” o concluye que la fiscalía y la jueza Galicia están “actuando adecuadamente y conforme a derecho”. Juicios de valor que nada tienen que ver con la auditoría que le solicitan, pero además, lo hace sin apoyarse en indicios, citas académicas, sentencias, jurisprudencia ni referencia alguna que respalde, valide o confirme sus resueltas y contundentes aseveraciones. Para que el documento no tenga desperdicio, cita a cierto columnista que cuestionó al Secretario de Comunicación Social de la Presidencia y afirma: “basta con revisar el caso de Nuestro Diario, una publicación técnicamente mal elaborada desde el punto de vista periodístico”, sin agregar que fue editor de ese medio -hasta que lo despidieron- y no hizo un buen trabajo según él mismo valora. Aprovecha para ventilar, en documento oficial y con opiniones personales, sus asuntos: distingue al funcionario Robles (¿su jefe?) y critica a Nuestro Diario. Además, en 2010 publicó artículos de apoyo y reconocimiento a Castresana y firmó manifiestos públicos de adhesión a CICIG, debiendo por ello haber quedado invalidado para peritar sobre el asunto.
El “estudio” coincide en fecha con otros realizados a la misma velocidad: una lamentable declaración judicial del director de Ciencias de Comunicación de la USAC y otro grafológico, y cierran el círculo que se teje sobre otro caso de CICIG que parece se cae: ¡pura coincidencia! ¿Así funciona la justicia? Un “experto” elabora una mamarrachada, ignora lo que le preguntan\, justifica con nueve artículos y un reportaje de TV “un estudio de medios” y ahí sigue, en vez de ser despedido no ya por tendencioso -que podría ser- sino por inepto, aunque será premiado por su servilismo, ¡ya lo veremos!
Lo que no han entendido quienes complotan y se venden, es que la dignidad, la vergüenza, el honor y el derecho (además del factor h) de quienes escribimos y decimos la verdad: NO SE COMPRA ni se hipoteca, menos se amilana de esa forma ¡Quedó claro ahora peludos! Sigan manipulando a los pusilánimes, de nosotros no conseguirán nada, salvo crítica y desprecio.

6 comentarios:

Proferafa dijo...

No tengo el gusto de conocer al director genral de TGW. Pero sí conozco al subdirector general, que "por orden presidencial" nos sacó a empellones de las transmisiones de dicha radio nacional.
De nada sirvieron nuestros argumentos, que éramos el programa educativo más antiguo de la Universidad de San Carlos de Guatemala y que teníamos 22 años ininturrumpidos de transmitir el programa radiofónico "Perlitas de Salud" por la W.
No nos dejaron despedirnos de nuestra audiencia, ganada durante más de 20 años de producción radiofónica. Pues, según indicara el dilecto funcionario, al señor presidente le urgía nuestro espacio de los sábados a las 6 de la mañana para iniciar "Aló, Presidente".
Dios lo cría y el diablo los junta.

Gámez dijo...

Lo escuché hablar del tema con Eztuardo Zapeta, y leí la columna de éste en S21 refiriéndose al tema y me parece novelezco, como una narración de los tiempos militares de antes en donde, a como dé lugar, las autoridades quieren demostrar eso, su autoridad (en este caso prepotente) y no les importa parecer unos idiotas, pero porque siguen pensando que este pueblo es un idiota, sin saber que los únicos idiotas son ellos... He leído sus columnas frecuentemente y me parece muy atinado, a pesar de que en algunas cosas no coincido con algunos criterios.
Me agrada su estilo, claro, directo pero sobre todo, siempre sustenta sus palabras con hechos o pruebas. Que bueno que haya gente, que las hay más estoy seguro, que no teman decirle las cosas a la cara a cuanto funcionario prepotente se plante diciendo burradas como este susodicho "perito".
Un saludo

Pedro Trujillo dijo...

Gracias por sus comentarios. Efectivamente es la prepotencia la que los hace creer que son invulnerables y pueden sustentar cualquier estupidez o afirmación no sólida. En este caso, y si desea hay acceso al dictamente que hiciera el tal perito, es todo un desproposito chabacano de mal gusto y peor profesionalismo, pero esa es la clase de funcionarios que tenemos y que se creen van a estar ahi para siempre.
Lo mejor es no coincidir siempre con otras posturas, en eso esta la riqueza del pais, de lo que se dice y opina, asi que me alegra que no siempre coincida conmigo, seguro yo estoy equivoda un montón de veces.
Gracias de nuevo y saludos. Pedro

Gámez dijo...

Pedro, en dónde puedo acceder al documento?

marc antoine dijo...

Estimado señor Trujillo
Como francés, la confrontación de ideas se llama debate, si no se traspasan los límites de las argumentaciones depresivas o de desprestigios.
De leerlo desde 10 años, nunca le había visto perder así los estribos, es que el ultimo parágrafo de su columna ayer me suena bastante como las retoricas y las terminologías de la guerra fría: “quienes complotan y se venden (…) no se compra (…) manipulando a los pusilánimes…” Usted no me había acostumbrado a tal nivel de polarización.
Aùn más chistoso si solo se cambia peludos por lacayos del imperio ese parágrafo cabe re bien a un populista al estilo Chavez. En alta voz, como el bueno tono sueña impresionante, prueba lo.
La responsabilidad de la elite de un país es de ser cabal con los conceptos y los hechos, de ser pragmático a pesar de las contradicciones que conlleva la vida con su ideología, de empujar sus ideas (entonces su país) hacia arriba y no jalarlas hacia abajo.
A contrario, la irresponsabilidad es exigir semanas tras semanas certeza jurídica, igualdad de cada uno frente a la ley y después preguntarse como hoy lo hace el señor Sandoval “si los derechos humanos de los sañudos criminales tienen la misma validez de quienes son sus victimas”.
La irresponsabilidad es sembrar temor como el lo hace hoy 26 de enero :”este breve 2011 se está convirtiendo en un año aun más violento según comprueban las cifras”
Como esta telenovela del “perito” es por usted un complote de la CICIG en contra de la libertad de expresión, lo invito, a usted y sus demás compañeros, a llamar los medios de comunicaciones internacionales, pues eso es un escándalo de nivel mundial. Una mera campaña al nivel nacional no basta para sacar a luz la impunidad, la corrupción, las mentiras de estos burócratas.
Atentamente
Marc-Antoine Forestier

Pedro Trujillo dijo...

Estimado Marc
El nivel de polarizacion que usted indica no es producto ni de mi fantasía ni de mi imaginación. Resulta que el individuo al que va dirigido el articulo hace una peritaje judicial, es decir un documento publico para que un juez pueda tomar una decisión de la peor forma posible y con el animo evidente de hacer mal. ?Ha leido usted el documento?. Por tanto no queda de otra que decir las cosas frontalmente y como son y no andarse ni con lenguaje suave ni con formas mas alla de las precisas, porque, mi amigo ESTA LA CARCEL O EL PROCESO JUDICIAL EN JUEGO, porque alguien que no ha hecho bien su trabajo asi lo decide.
En relación con la idea de llamar a los medios internacional, ya estamos en ello, para determinar que realmente hay un interes por amedrentar a personas que escriben a fin de cuentas es lo que han hecho todos los absolutistas durante su vida... y aqui no faltan.
Gracias por sus comentarios. Pedro